Estás en
Home > Curiosidades > ¿Cómo empezar a vender tus productos?

¿Cómo empezar a vender tus productos?

Vender tus productos

Cuando desarrollamos una marca con potencial de crecimiento y necesitamos dar el salto hacia la distribución masiva, sea a través de plataformas de comercio electrónico internacionales o tiendas multimarcas ubicadas en centros comerciales, lo ideal es que se cumpla con una serie de pasos para que el producto sea aceptado por los minoristas y pueda ser comercializado.

Uno de esos pasos, es la adquisición de un código de barras que permita la identificación del producto y facilita su manipulación mientras transita por los diferentes intermediarios hasta el consumidor final.

Los códigos de barras son una importante herramienta de control y organización dentro del proceso de almacenaje y envío de productos.

En las siguientes líneas, aprenderás los pasos fundamentales para empezar la venta de tus productos a través de grandes tiendas.

¿Qué se necesita para ser proveedor de grandes tiendas?

Una marca pequeña, incluso contando con un solo producto, puede crecer de manera exponencial con la ayuda de las ventas a través de grandes almacenes.

Sin embargo, para poder llegar a este escenario, será imprescindible el cumplimiento de tres asuntos importantes:

Cumplir con los requisitos establecidos por la tienda

Tanto las cadenas de supermercados como los grandes actores del sector retail tienen un protocolo para aceptar nuevos proveedores y una normativa específica para evaluar la calidad de los productos y saber si los mismos son aptos para el mercado.

Los requisitos generales para la empresa proveedora suelen ser: razón social y registro comercial que le acredite como comerciante,  número información fiscal, datos de contacto e información del representante legal y comercial de la empresa. Adicionalmente, cualquier otra documentación que puedan considerar pertinente para verificar la capacidad financiera, logística y operativa del proveedor.

Condiciones generales del producto

Con respecto al producto, el mismo debe tener un nivel mínimo de rentabilidad y ser competitivo en el mercado, lo cual se basa en una comparación con productos de la competencia.

Además de lo anterior, la principal preocupación de las cadenas es que el proveedor tenga la capacidad para cumplir con las entregas en los plazos establecidos, de forma que se garantice la presencia constante de los productos cuando el cliente los necesite.

Cubrir las exigencias legales

Existen también algunas exigencias legales para asegurar que el producto pueda ser comercializado con seguridad. Por supuesto, eso va a cambiar de un producto a otro, pero en líneas generales, las exigencias mínimas legales son las siguientes:

  • Disponer de un registro sanitario, en caso de que el producto lo requiera.
  • Cumplir con las normas vigentes relacionadas con el etiquetado de los productos, la cual varía según la clasificación del mismo.
  • Incluir un código de barras EAN-13 que identifique al producto tanto a nivel nacional como internacional y facilite las labores de almacenaje, inventario y gestión de ventas. Esto se aplica para productos textiles, juguetes, alimentos, limpieza, muebles y en general, para toda clase de productos.
  • En caso de ser mercancía de importación, incluir declaraciones de impuestos, aduanas, etc.

Deja un comentario

Top
error: